Análisis de NieR: Automata
Lo mejor
  • Combate rápido y dinámico.
  • Su banda sonora.
  • Multitud de finales distintos.
Lo peor
  • El port a PC.
87%Nota Final
Puntuación de los lectores: (1 Voto)
84%

Square Enix vuelve a la carga con NieR: Automata, un RPG de acción que incluye escenas de otros géneros que poco o nada tienen que ver. En NieR: Automata tomamos el papel de 2B, una androide de YoRHa que va acompañada de su dron y de 9S, otro androide dedicado a dar apoyo. Juntos lucharán contra las máquinas que ahora pueblan la Tierra, después que una raza alienígena llegara al planeta y lo sometiera.

Este análisis de NieR: Automata se ha hecho sobre la versión para PC que podéis encontrar en Steam, aunque también está disponible para PlayStation 4.

Un mundo dominado por las máquinas

Después de que el planeta Tierra fuera tomado por los alienígenas invasores, los humanos tuvieron que abandonar su hogar y establecerse en el espacio. Esto no significa que la lucha hubiera acabado: no, para ellos había llegado la hora de la reconquista, y para vencer a un montón enorme de máquinas sedientas de sangre, ¿qué mejor que unos androides?

Esta es, básicamente, la premisa sobre la que se cimenta NieR: Automata, el nuevo juego de la franquicia tras el anterior NieR: Replicant, aunque no nos hará falta haber jugado a ese. Acompañaremos a 2B en su viaje y lucha a través de la otrora magnífica Tierra. Ahora las grandes construcciones humanas están en su mayoría semidestruidas, consumidas por el inexorable avance de la naturaleza y, por supuesto, por la devastación de la guerra.

Análisis - NieR: Automata - 1Esto nos lleva a visitar parajes de lo más variopintos: desde una fábrica abandonada y oxidada hasta un pueblo tragado por el desierto, pasando por una ciudad vencida por la vegetación, un parque de atracciones, un bosque, un castillo… Un contraste que no solo se da entre las ambientaciones de los diferentes escenarios (póngase como ejemplo el desierto frente al parque de atracciones), sino también dentro del mismo escenario: la antítesis de una ciudad moribunda en la que ha vuelto a renacer vida bajo los pies de los ejecutores de los anteriores pobladores.

Sobre esos ejecutores, las máquinas, tendremos que descargar toda la ira que la humanidad ha contenido en nuestra espada. Estas criaturas mecánicas aparecen en múltiples formas: desde humildes piezas de metal que golpean con sus brazos como buenamente pueden hasta gigantescas monstruosidades mecanizadas, que bien podrían haber salido de la mente del mayor conspiranoico sobre la rebelión de las máquinas. Esto se ve reflejado tanto a nivel jugable (a mayor complejidad realizarán ataques más variados y peligrosos) como gráfico; a fin de cuentas, cuanto más avanzada sea la máquina requerirá más partes y mecanismos, y por tanto más detalle.

Por otra parte, el diseño de los androides humanoides principales es extravagante si tenemos en cuenta que, a fin de cuentas, 2B es un androide militar, pero también es llamativo. El modo en que maneja sus armas está muy logrado, especialmente los efectos que surgen de sus espadazos y del choque de su acero con el metal de sus enemigos. Otros androides, como pueden ser los mercenarios que nos encargan misiones y que también combaten contra las máquinas pero sin ser de YoRHa, tienen un aspecto más cercano al que habría de esperar de un grupo así: ropas raídas por las jornadas de combate y la vida en la intemperie.

Gloria a la Humanidad

El viaje de 2B y 9S comienza con una gran batalla que sirve para explicar la mezcla de estilos de juego que encontraremos en NieR: Automata. Por un lado, un action RPG desde el punto de vista más clásico, con combates llenos de acción, progresión de personaje, exploración de un mundo que abierto (no lineal) que irá abriendo secciones según completemos misiones, algunas principales y muchas otras secundarias. Aunque la exploración se realizará generalmente en movimiento tridimensional, a veces habrá escenas de acción que ocurrirán en scroll lateral, como si de un beat’em up se tratase.

Análisis - NieR: Automata - 2Otras escenas, las que menos, no tendrán nada que ver con las anteriores. Al contrario, se parecerán más a un juego de mechas o a un shoot’em up en 2D antiguo, a un matamarcianos. Pilotaremos una especie de armadura voladora que se puede transformar, además, en algo similar a un avión de combate, gracias a lo cual llenaremos el cielo de disparos y el suelo con escombros de máquinas. Deberemos movernos rápido para esquivar la gran cantidad de disparos que veremos en pantalla a la vez que mantenemos el pulso para eliminar a esas dichosas máquinas. Pese a que estas escenas aéreas no se ven mucho a lo largo del juego, aportan una variedad refrescante a un género que a veces peca de enfocarse demasiado en el grindeo.

¿Y cómo funciona el combate de NieR: Automata? 2B portará dos equipaciones distintas, cada una de dos armas de combate cuerpo a cuerpo, pudiendo ser estas de cualquier tipo (espadas cortas, pesadas, lanzas a dos manos, espadones…). Con un botón utilizaremos un arma, con otro botón la otra y con un tercero podremos cambiar a la otra equipación. Así, podremos realizar combos con las dos armas equipadas, tanto en el suelo como en el aire, además de hacer ataques cargados. Por otra parte, el dron que nos acompaña será el que se encargue de los ataques a distancia. Depende de las ampliaciones que instalemos en este dron, hará un tipo de disparos u otro, además de una habilidad especial de diferentes tipos: un disparo láser, una bomba de atracción, etc. Los ataques cuerpo a cuerpo y los disparos del dron se utilizan con botones distintos, por lo que pueden realizarse a la vez.

Asimismo, 2B también puede recibir chips de ampliación, pequeños programas que vendrán definidos por un nivel y un número de slots de memoria. Para poder ir instalando estos chips, tendremos que aumentar los slots (no son infinitos, deberemos qué instalar en ellos con cabeza) y, por supuesto, conseguir los chips. Estos nos llegarán como dropeos de enemigos y cofres, como recompensas de misión o «recuperando» los cadáveres de otros jugadores (solo podremos ver los cadáveres de otros jugadores conectados a la red, aunque aparte de saquearlos también podremos repararlos para que sus androides luchen a nuestro lado). Una vez instalados mejorarán aspectos de ataque, de defensa, otros más orientados al apoyo, incluso aspectos orientados a la pesca, uno de los minijuegos de NieR: Automata. En cualquier caso, es un sistema de progresión en sintonía con la ambientación del juego.

Análisis - NieR: Automata - 3En conjunto, el sistema de combate de NieR: Automata es dinámico y rápido. Nos hará cambiar entre cuerpo a cuerpo y distancia según nuestras preferencias, aunque las tácticas contra algunos enemigos necesitarán más de uno que de otro. No obstante, será un juego constante entre atacar y esquivar. Para esto último tendremos un botón que nos permitirá hacer un rápido y corto cambio de fase cuando vamos a sufrir daño. Eso sí, como 2B esté algo aturdida, mejor olvidarse de ello.

El problema de NieR: Automata en su versión para PC viene derivado de su port; aunque este no sea el peor, tiene aspectos mejorables. El más preocupante es la pérdida de FPS que incomprensiblemente tiene lugar en algunas ocasiones, algo que ocurre más a menudo durante secuencias cinemáticas que en escenas jugables, pero aún así. Y digo incomprensible porque el PC sobre el que se ha probado excede tranquilamente los requisitos recomendados y se ha probado a eliminar multitud de opciones gráficas, sin éxito alguno. Si bien es cierto que no es especialmente grave a la hora de jugar, sí que es molesto.

En cualquier caso, con ese conjunto de habilidades nos sumergiremos en una historia con muchísimos finales distintos, sobre los que influirán nuestras decisiones de corte moral en ciertos puntos y qué misiones secundarias realizamos o no. Es una historia de fondo filosófico, aunque llevado este de un modo ligero, bajo capas de acción y toques de humor, nada que ver con una clase de Filosofía. Con la gran cantidad de finales diferentes de los que hace gala NieR: Automata, Square Enix nos invita a rejugar el juego una y otra vez para ver todas las diferentes posibilidades que nos encontraremos. Y hay que reconocer que apetece hacerlo. Además, para facilitar la inmersión en su mundo tenemos una banda sonora increíble compuesta por Keiichi Okabe, una colección de temas que no tiene nada que envidiar a otras grandes producciones dentro de los RPG japoneses.

En definitiva…

NieR: Automata es un juego magnífico en casi todos los sentidos. Es divertido, dinámico, muy rejugable y con un gran acabado visual y sonoro. La guerra androide contra las máquinas nunca había sido tan entretenida. Es una lástima que el port a PC no haya sido perfecto, algo que ocurre demasiado a menudo con los juegos japoneses. Aun así, es un juego totalmente recomendable y, sin duda, una de las grandes apuestas del año.

Ficha Técnica de NieR: Automata

  • Nombre: NieR: Automata
  • Desarrollador: Square Enix
  • Distribuidor: Square Enix
  • Plataformas: PC, PlayStation 4
  • Fecha de lanzamiento: 17/04/2017
  • Género: RPG, Acción
  • Modos: Un jugador
  • Idioma: Textos en castellano, voces en inglés y japonés
  • Web oficial

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.