Estamos a punto de hacer un año desde que se puso en el punto de venta los primeros sistemas de entretenimiento de realidad virtual para el gran público. Oculus Rift y HTC Vive se han estado disputando el pastel desde finales de febrero del año pasado. Y junto a PlayStation VR comparten el panorama a día de hoy.

La RV esta en boca de todos hoy en día, y no faltan opiniones dispares. Tan odiado como venerado. Unos ven las posibilidades y consecuencias que esto traerá al porvenir de la sociedad y otros no tienen mucha fe en el futuro de esta tecnología. Entre sus detractores, y a un escaso año de su puesta en escena, se encuentran muchas voces que claman que la RV no es lo que se pensaba, que no tiene definición suficiente, que los juegos disponibles son una broma y que es demasiado caro. Bueno si y no, caro es, y la definición llegará con el avance de la tecnología como siempre ha hecho. Pero donde más se pone el grito en el cielo es en la falta de apoyo que han mostrado las grandes desarrolladoras, que se han limitado a poner a la venta pequeñas demos jugables que duran menos que una taza de Colacao.

Y no iban desencaminados la verdad, excepto por contadas excepciones como The Solus Project, Ethan Carter, Chronos o Edge of Nowhere esa es la sensación que se tiene al completar el primer año de vida de la realidad virtual. Pero ha sido gracias a desarrolladoras independientes como la de estos títulos que hoy podemos disfrutar de juegos completos y no pequeñas experiencias jugables entre nosotros. Aún así los títulos de RV hoy en día se dividen entre los que les falta sacar provecho de los mandos de movimiento o los que les falta ser un juego completo de principio a fin. Tenemos promesas en el aire como Fallout 4 RV o Doom RV que supuestamente llegarán integrados totalmente con cascos y mandos de realidad virtual. Pero si existe uno que lo ha hecho de manera impecable y está disponible desde hace un tiempo para Oculus Rift y sus mandos Touch de movimiento. Por supuesto estamos hablando de SuperHot VR.

Superhot VR

Antes cuando pensábamos en realidad virtual nuestra imaginación se disparaba imaginando las posibilidades: Conducir coches de lujo, vivir la guerra en primera persona, sentirse un superhéroe, volar, etc. Muchos pensábamos en sentirnos el propio Neo dentro de Matrix una vez nos colocásemos el casco. Y es ese aspecto el que más tiene que mejorar, la integración. Pero SuperHot VR está aquí para mostrarnos que ese futuro imaginario está más cerca de lo que parece.

Superhot VR 2

En SuperHot VR encarnamos a una especie de hacker encarnando a un personaje virtual y deberemos saber como hemos llegado a ese punto y como salir de ahí. Pero esas no son las razones que hacen a este título tan grande. Su éxito radica en dos puntos. El primero, que el juego ya de por si rompe moldes en cuanto a shooters se refiere. La principal premisa de Superhot VR es el hecho de que el tiempo solo se mueve si tu te desplazas. Por lo que disfrutaremos de tiempo bala a la hora de apuntar y así planear las más alucinantes estrategias de combate para superar el nivel. Podremos observar como las balas pasan silbando ante nosotros, ver los enemigos acercarse o coger objetos al vuelo.

Superhot vr 3

El otro punto fuerte de SuperHot VR solo es visible en su versión para la realidad virtual. Nos referimos a la perfecta implementación de los mandos de movimiento en el título. Bueno, perfecta es decir poco. La increíble optimización del juego para los mandos de movimiento nos permitirá no solo apuntar con nuestra pistola como si de una real fuera, si no que también podremos dar puñetazos, coger al vuelo y con nuestras propias manos las armas que suelten nuestros enemigos al caer, soltar espadazos y tirar objetos en la dirección y ángulo que indiquemos para acabar más originalmente con todos los enemigos en pantalla.

La combinación de todos estos factores nos convierte directamente en, si, lo habéis adivinado, “el elegido”. Esquivaremos, golpearemos, dispararemos y nos moveremos con total soltura como si fuéramos un auténtico ninja salido de las películas de Hollywood. Esto es lo que andábamos buscando en la realidad virtual, mas bien, el padre de lo que buscamos. Ya que, aun que el resultado es alucinante y nos tendrá pegado al casco muchas horas, todavía puede mejorarse. El hecho de que la historia principal nos dure unas 3 horas si nos ponemos cabezones, nos deja con ganas de más. Pero la rejugabilidad del título es alta. Simplemente nos perderemos intentando pasarnos los niveles a la perfección y eso sin contar los retos que ofrece el juego una vez superado y el modo interminable.

Superhot vr 5

SuperHot VR marca el camino correcto en cuanto a acción y shooters en realidad virtual. Un título que no debes dejar pasar si estas entre los afortunados poseedores de un Oculus Rift, unos mandos Touch y la acción sin limites es tu género.

SuperHot

 

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.