Tras el éxito que obtuvo la experiencia Zombie Survival a finales del año pasado, hace exactamente una semana en CPG nos embarcabamos rumbo a las instalaciones de Zero Latency (Madrid) para probar una nueva experiencia de realidad virtual. Para hablar sobre esta experiencia, llamada Singularity, hemos de comprender ciertos aspectos básicos sobre el equipamiento y el funcionamiento de los sensores; eso sí, no es nada complicado.

Zero Latency: Singularity - StaffPara ello, entramos a la sala de briefing donde un monitor explica las nociones básicas del juego y da a conocer una breve introducción a la experiencia que vamos a realizar. Existe un máximo de 6 jugadores simultáneos, no se debe correr y se produce un pitido cada vez que se acerca algún jugador (por precaución).  No obstante, procedemos a equiparnos con una mochila, la cual contiene un ordenador al que van conectados unas gafas de realidad virtual y unos cascos. Encima de las gafas se encuentran unos sensores que establecerán nuestra posición relativa dentro del juego. Por último, cogemos nuestro arma (también con sensores) y nos preparamos para entrar a la war zone (de 200m cuadrados).

En la war zone, antes de empezar, se puede trastear un poco con el arma para adaptarnos a ella. Este incorpora un nuevo sistema de detección movimiento llamado Blackbird, que ofrece la posibilidad de cubrirnos con el arma para desviar ataques. Además, posee un modo de recarga variable que depende del arma que usemos dentro del juego. Se pueden elegir hasta 4 armas distintas, cada una de ellas con su modo de disparo y recarga.

Zero Latency: Singularity - GreenthunderDicho esto, entramos directamente al mundo de Singularity, una experiencia ambientada en una nave espacial situada en la órbita terrestre. Los protagonistas de dicha experiencia deben aguantar oleadas de robots y drones, moverse por espacios estrechos, puentes que caen al vacío y ser capaces de andar sobre las paredes de la nave debido a algunos cambios en la gravedad.  Dentro de Singularity tendremos un coach (fuera de partida) con el que nos comunicaremos por el micrófono que llevan incorporados los cascos para que nos ayude, además de poder comunicarnos con nuestros compañeros.

A diferencia de Zombie Survival, en esta experiencia el jugador debe moverse mucho más, lo que transmite una mayor sensación de libertad dentro del entorno y permite establecer tácticas con tus compañeros para pasar los niveles. El objetivo de Singularity es sobrevivir a los ataques de Rogue IA, mientras los jugadores se desplazan por la nave por pasillos estrechos, plataformas móviles y puntos de control para llegar hasta el jefe final, una IA inmensa que quiere acabar con todo el equipo.

Un servidor ha encontrado que Singularity es una experiencia muy trabajada, fluida e inmersiva. Cuando acabamos el juego y me quité las gafas no podía creer que hubiese estado en una sala de 200 metros cuadrados.

Zero Latency: Singularity - Mochilas

La experiencia Singularity ya está disponible junto a Zombie Survival en Zero Latency (Madrid)

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.