Análisis: Stronghold Crusader 2
Gráficos66%
Jugabilidad67%
Sonido73%
Duración64%
Diversión71%
Lo mejor
  • Buenas opciones defensivas de la fortaleza.
  • Su armamento de asedio.
Lo peor
  • La campaña solo es para aprender a jugar.
  • IA mejorable.
  • Poca variedad en las unidades.
68%Nota Final
Puntuación de los lectores: (0 Votes)
0%

INTRODUCCIÓN

Algo más de una década después de la salida del anterior Stronghold Crusader, FireFly Studios ha lanzado Stronghold Crusader 2, su secuela. Nos trasladamos a los desiertos de Oriente Medio a finales del siglo XII en las guerras que enfrentaron a los caballeros cruzados contra los árabes, con el fin de llegar a Tierra Santa.

GRÁFICOS

Stronghold Crusader 2 utiliza el motor gráfico 3D Havok Physics para dar vida a los desiertos de la época de las Cruzadas. Carece de elementos visuales que nos hagan quedar obnubilados ante la pantalla, aunque también hay que tener en cuenta que al ser la ambientación plan desértica los escenarios no pueden tener muchos elementos que destaquen.

No obstante, pese a que a día de hoy se esperan gráficos de más calidad, cumple decentemente con los mínimos que se necesitan en un juego de estrategia en tiempo real: clara definición de las diferentes edificaciones, de los personajes (ya sean civiles o soldados) o de las máquinas de asedio y animaciones respetables.

JUGABILIDAD

Recuperando el estilo clásico de los RTS con manejo de bases y recursos, y continuando los pasos marcados en su día por el Stronghold Crusader anterior, este Stronghold Crusader 2 también una base importante en la gestión de nuestra fortaleza. Aun así, la importancia de la administración de nuestro castillo es menor respecto a la precuela, en favor de unas batallas más rápidas.
Comenzaremos nuestras partidas con la necesidad de construir un almacén y un granero, edificios necesarios para el bien de nuestra economía y de la alimentación de la población de la fortaleza. Tras ello comienza la carrera por mejorar la pobre situación económica inicial, fortalecer nuestras defensas y hacernos con el control de los oasis, pues de ellos dependerá el aumento de la producción de madera y de los cultivos, aparte de las piedras y el hierro necesario para otras producciones (edificios, armas de infantería, las más que necesarias armas de asedio, etc.).

Stronghold Crusader 2 - 2Los árboles de construcción son sencillos, lo que puede saber a poco para jugadores más experimentados en juegos de estrategia, pero que a los más inexpertos les permitirá un aprendizaje más rápido. Otro aspecto que debemos tener en cuenta es el de la felicidad del pueblo. Subir demasiado los impuestos o no tener un lugar donde puedan rezar son algunos de los problemas a los que habrá que enfrentarse para mantener a la población de buen humor, algo esencial para que su número crezca (necesitaremos más cabañas para acomodar a los nuevos inmigrantes) y, gracias a ello, nuestra fortaleza también.

A la hora de la verdad, cuando nuestra fortaleza tiene los edificios necesarios y está debidamente protegida, toca ponerse a ejecutar de una más directa nuestro objetivo: derrotar al enemigo. Tanto los cruzados como los árabes tienen varios tipos de unidades, siendo las árabes algo más variadas. Si bien las unidades de infantería o caballería son importantes, un juego con las fortalezas como eje central da una gran importancia a las armas de asedio, elemento primordial para destruir los gruesos muros de las ciudadelas o para hacer caer una lluvia de fuego dentro de los fuertes enemigos.

Stronghold Crusader 2 - 1

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.